Otra vez el Sur

Nos llaman cerdos, nos acusan de vagos, de ser el club mediterráneo, de ser derrochadores, de dormir la siesta, de vivir la fiesta y ¿qué más?… Existimos, pero sólo ahora para las ocasiones perdidas, para señalarnos con el dedo acusador, para indicarnos la hoguera, para hundirnos en nuestra miseria, para ahondar en el dolor.
Ahora es el drama del desempleo. Las cifras publicadas por la EPA nos echan otro fardo encima, el pais de la UE con el mayor índice de población activa que no tiene trabajo. La mitad de nuestros jóvenes en edad de trabajar sólo conocen el camino de la ventanilla del paro, las mujeres más afectadas que los hombres. Una luminaria atizada también con el aumento de los ERE sin acuerdo entre empresarios y trabajadores que se han multiplicado en los últimos meses con la aplicación de la reforma laboral. Además está el sur del sur. España dividida en dos, como un tajo profundo en el vientre de nuestra geografía. Extremadura, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Andalucía, Murcia, Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla con tasas de paro muy cerca de la desesperación. Detrás de todo esto están esos ajustes tan brutales que invocando la crisis el gobierno de Rajoy aplica con vehemencia cada puto viernes, conocidos ya en el imaginario colectivo como viernes de dolor. Nunca antes un gobierno había bajado tanto la cabeza, despreciado tanto a su pueblo, sometido a los dictados del exterior el futuro de su pais. Son esas organizaciones internacionales que rayan lo mafioso, detrás de las que se parapetan especuladores y tiburones financieros, desde donde nos escriben con acuse de recibo los que vaticinan que la recesión será aún peor el próximo año como consecuencia de los ajustes que sigue aplicando Rajoy. No hace falta ser analista jefe del FMI, del BCE o de la Comisión europea para saber lo que se avecina en el horizonte; son ellos mismos los que preparan la pócima que habremos de tragar. ¿Qué otra cosa podría ocurrir el año próximo en España, Grecia, Portugal o Italia que no sea la de profundizar aún más la recesión como consecuencia de los recortes que nos siguen aplicando sus dirigentes? Es ese Norte con su ritual de acero y sus grandes chimeneas donde Mario Benedetti señala el origen del que nos ordena, el de la prisa y el dinero frente a la paciencia como apostilló Joan Manuel Serrat que puso la música al poema del escritor y poeta uruguayo. Es el Norte el que ordena, el que pone los límites de lo que tenemos que aguantar ¿hasta cuándo?

Anuncios

Un pensamiento en “Otra vez el Sur

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s